Aceites Vegetales: Aceite de Maíz

Aceite de Maíz:  Limpiador e hidratante

Aceite_de_maiz_t750x550

Aunque originariamente el maíz procede de América, su cultivo se ha extendido por el mundo entero de tal forma que su volumen de producción supera el del trigo y del arroz. Actualmente tiene más de 3.500 usos diferentes, incluidos los aplicados en cosmética. En cuestión de salud sus beneficios son numerosos y ha sido la base alimenticia de gran parte de la población mundial. Este cereal tan común pero tan complejo es un importante organismo modelo para la genética y la biología del desarrollo.

El aceite de maíz se obtiene por presión en frío de germen de maíz fresco. Es rico en vitaminas A,D,E, ácidos linoléicos y oleicos.

Por su composición, protege la piel de los efectos del agua calcárea, viento, sol…Posee una particular cualidad de limpiar y depurar la piel, por lo que es muy indicado como desmaquillador y limpiador de la piel muy seca y sensible. Y muy especialmente para su aplicación en masajes.

Nutre e hidrata y se puede emplear regularmente para el cuidado corporal. Contiene un elevado contenido en ácidos grasos e insaturados, por ello es ideal para la fabricación de pastillas de jabón. No es comedogénico, es decir que no bloquea los poros evitando la formación de espinillas o puntos negros.

Anuncios

Aceites Vegetales: Manteca de Karité

Manteca de Karité: Piel seca o irritada

manteca-karite

La manteca de karité  es una grasa extraída de la nuez que produce el árbol del mismo nombre. El Karité (significa “árbol de mantequilla“) es un árbol que crece sobre todo en África central y cuyo fruto es una especie de nueces, de las cuales se obtiene la grasa que luego será utilizada en multitud de productos.

Es grasa vegetal pura. La mejor calidad proviene de los árboles de Burkina Fasso, Costa de Marfil, Malí y Sudán. No huele ni sabe a nada y es un emoliente fantástico para la piel. Perfecta para cuidado de codos, talones y labios resecos.

Rica en triglicéridos y ácidos oleico, linoléico y palmítico. Es muy rica en vitaminas  A, D, E y F y entre sus principales propiedades destacan su excelentepoder hidratante, nutritiva, y emoliente, y su acción calmante de la piel, reparadora, cicatrizante y regenerador celular.

Ayuda a proteger la piel de las radiaciones UVB y UVA ambientales, actuando como protector solar.

Es extraordinariamente nutritiva y suavizante para la piel, ideal para tratar la sequedad, irritaciones, dermatitis, quemaduras, grietas o eczemas. También se puede aplicar como mascarilla capilar para hidratar y suavizar el pelo.

Es No-comedogénico, que no obstruye poros, no produce granos, ni puntos negros.

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Jojoba

Aceite puro de Jojoba:   Piel grasa con tendencia a los brillos y al acné

jojoba

La Jojoba es una planta longeva, excediendo en promedio los 100 años de vida, procediente de las zonas desérticas de Arizona, California y Norte de México. Los indios americanos, atribuyéndole propiedades mágicas, utilizaban la Jojoba como restaurador y acondicionador del cabello, alimento, medicina e incluso como protector de la piel frente a las fuertes radiaciones solares del desierto.

El aceite de jojoba contiene una alto porcentaje de ceramidas (95% aprox.), que son un tipo de lípidos que se encuentran también en nuestro organismo e imprescindibles para la salud de la piel, ya que mantienen las células unidas, consiguiendo la elasticidad de los tejidos, al igual que sirven de “barrera” para mantener la hidratación. El aceite de jojoba, a pesar de su nombre, no es realmente un aceite sino una “cera líquida” muy parecida a la grasa o sebo humano. Esta característica es la que le distingue de cualquier otro aceite vegetal y lo hace extraordinario para curar o tratar problemas de acné, exceso de grasa o brillos, ya que las ceramidas, “engañan” a nuestro organismo haciéndolo creer que no necesita segregar más sebo y restaurando el equilibrio, sin descuidar la elasticidad y la hidratación. Además, la jojoba contiene vitamina E que es antioxidante y previene el envejecimiento prematuro de la piel y evita la deshidratación.

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Caléndula

Aceite puro de Caléndula:  Psoriasis, dermatitis y manchas en la piel

calendula

Los antiguos griegos, los árabes la utilizaban por sus cualidades terapéuticas como una hierba medicinal para teñir los tejidos y como cosmético natural. En algunas especies los pétalos florales y las hojas tiernas son comestibles y se utilizan para decorar ensaladas y otros platos por su intenso color. Tradicionalmente se recomendaba un emplasto de tallos y hojas para irritaciones, eczemas y pequeñas heridas.

La caléndula es una planta extraordinaria y su aceite es de los más utilizados en la cosmética especializada en pieles infantiles, delicadas o con problemas. Se utiliza para tratar de todo tipo de dermatitis, eczemas, psoriasis, quemaduras, irritaciones alérgicas, picaduras y varices o venitas rotas. También da muy buenos resultados para el tratamiento de las manchas en la piel producidas por el sol o la edad. Para esta finalidad combina muy bien con el aceite esencial puro de Limón (de la cáscara del limón no del jugo). Una vez aplicado sobre la piel, esta no debe quedar expuesta al sol.

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Hipérico

Aceite puro de Hipérico:  Ayuda a la cicatrización y curación de heridas

aceite-de-hiperico

El hipérico es una preciosa planta cuyo compuesto que le otorga su valor terapéutico más destacable es la hipericina. La hipericina inhibe la acción de la enzima “dopamina b-hidroxilasa”, lo que provoca un aumento de la dopamina y la serotonina (mejora el humor) a la vez que disminuye la cantidad de adrenalina, por lo que relaja. Por todo esto, el aceite de hipérico está muy recomendado para aplicar con ligeros masajes sobre el pecho, cuello y muñecas en casos de depresión o decaimiento.

Combina muy bien con el aceite esencial de Palmarosa, Lavanda o Ylang Ylang, ya que estos 3 tienen propiedades relajantes. También se puede ingerir disolviendo una cucharadita en el zumo natural o la infusión 2 ó 3 veces al día.

Hypericum perforatum es una planta medicinal con múltiples aplicaciones. Por ejemplo, su aplicación tópica sirve para acelerar la cicatrización de las heridas

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Germen de Trigo

Aceite puro de Germen de Trigo:  Antiarrugas para pieles apagadas o desnutridas

Aceite-de-germen-de-trigo

Conocido también como “el aceite de la belleza” el germen de trigo es junto con el aceite de argán uno de los más antioxidantes y nutritivos, y por lo tanto, especialmente indicado para pieles castigadas o maduras. Es una de las principales fuentes naturales de vitamina E, rico en minerales, oligoelementos y aminoácidos esenciales. Es un ingrediente extraordinario de la cosmética antiedad ya que da muy buenos resultados para el tratamiento de las arrugas, otorgando elasticidad y nutrición.

En cosmética es un aceite muy utilizado ya que hidrata la piel y evita las líneas de expresión cuando se utiliza frecuentemente.

Aceites Veg.: Aceite Puro de Rosa de Mosqueta

Aceite puro de Rosa de Mosqueta: Cicatrices y estrías

rosa-mosqueta-1

Regenera los tejidos:  De hecho es el regenerador de la piel más potente que se conoce. De ahí que cada vez más cirujanos lo empleen para tratar la piel tras una cirugía o en casos de quemaduras, cicatrices, estrías, úlceras, arrugas y cualquier condición en que la piel necesite regenerarse.

Estimula la producción de colágeno y elastina:  Aporta firmeza y elasticidad de la piel y del tejido conjuntivo.

Atenúa las cicatrices de cualquier etiología: Aunque sean antiguas, hipertróficas, queloides, producidas por acné o varicela, operaciones quirúrgicas o  accidentes.

Hidrata y combate el envejecimiento:  Asimismo previene los signos de fotoenvejecimiento mediante la autogeneración de melanina.

Redistribuye la pigmentación de la piel:  Ayuda a corregir los problemas cutáneos debidos a una sobreexposición al sol, entre ellos las manchas solares y uniformiza el tono de la piel de todo el cuerpo.

Previene el cáncer cutáneo: Y lo hace a través de varios mecanismos. Por ejemplo, activando la autogeneración de melanina o minimizando los efectos negativos de la radiación ultravioleta gracias a su reconocida capacidad antioxidante y neutralizadora de radicales libres.

Mejora la circulación sanguínea: El aceite de rosa mosqueta acelera y regula el ritmo de microvascularización, es decir, mejora el flujo sanguíneo y la reposición de sustancias nutricionales de las zonas en las que se aplica.

Tiene propiedades antiinflamatorias y es energizante, además de restaurar y proteger el cabello.

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Argán

Aceite puro de Argán: El mejor antioxidante natural para la piel.

ardan-aceite

El aceite de argán, también conocido como “oro líquido” ó “el aceite más caro del mundo”Este exótico aceite es una de las mayores riquezas del suroeste de Marruecos, al ser uno de los más cotizados  en todo el mundo por sus increíbles propiedades.  Los beneficios que predican científicos y estilistas lo han convertido en una auténtica fiebre en EEUU. Está compuesto en un 80% por ácidos grasos esenciales como el ácido linoléico, alfalinoléico, oléico y araquidónico, responsables de la reestructuración y renovación celular. Su propiedad antioxidante se la otorga la vitamina E, y para hacernos una idea, el argán tienen 50 veces más vitamina E que el aceite de oliva, que es muy buen antioxidante también.

Se puede ingerir en su estado puro, pero como su precio resulta un poco elevado, su uso más común es como cosmético para pieles maduras, aplicándolo directamente sobre la piel para conservar y recuperar su elasticidad y vitalidad.

La virtud más conocida es su capacidad de frenar la degeneración de los tejidos, regenerar la célula y como antiarrugas.

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Coco

Aceite puro de Coco: Suavidad para piel y cabello

aceite-de-coco-en-las-rutinas-de-belleza-

En los países tropicales el coco se utiliza debido a sus propiedades bactericidas, antioxidantes, antiparasitarias, hipoglucemiantes, hepatoprotectoras e inmunoestimulantes. Los beneficios principales de este fruto están en su semilla, la cual, cuando alcanza su madurez, contiene muchas vitaminas, minerales y oligoelementos, o sea, nutrientes esenciales para los humanos. A su vez nos aporta calcio, magnesio, fósforo, hierro, sodio, selenio, yodo, zinc, flúor, manganeso y otros elementos.

El aceite de coco es muy utilizado en cosmética y aromaterapia ya que combina genial con otros tantos aceites esenciales vegetales. Tiene muy buenas propiedades tonificantes y también protege y suaviza tanto la piel como el cabello (por lo que se suele utilizar como mascarilla capilar). También es un excelente aceite de masaje.

Rico en vitamina E para combatir el envejecimiento así como un excelente protector para prevenir las manchas cutáneas.

No es recomendado para pieles o cabellos grasos, pero irá genial en pieles o cabellos secos que necesiten nutrición.

 

Aceites Vegetales: Aceite Puro de Almendras Dulces

aceite-de-almendras

Aceite puro de almendras dulces:  Nutrición y delicadeza

El aceite de almendras dulces se obtiene a través del fruto del árbol del almendro (Prunus Dulcis), de la familia de las rosáceas, que tiene su origen en las regiones de Asia Central, donde es cultivado desde hace miles de años.

España se ha convertido en la actualidad en uno de los países productores de almendro más importantes del planeta, ya que los suelos sueltos y arenosos favorecen su cultivo en secano.

Este es un aceite excelente y el preferido por la mayoría de aromaterapeutas y quiromasajistas ya que su textura es suave y ligera, combina muy bien con cualquier aceite esencial y es apto para todo tipo de piel, en especial las delicadas.

Es una fuente extraordinaria de vitaminas y minerales y está indicado para pieles con dermatitis, grietas o quemaduras ya que es muy hidratante y delicado. Se puede ingerir en su estado puro.

Proporciona elasticidad y nutrición a la piel, dejándola hidratada y suave. Atenúa las estrías, de ahí su uso recomendado en embarazos. Es perfecto para pieles delicadas y sensibles,  por lo que es óptimo para el cuidado del bebé.

Aceites Vegetales: Aceite de Oliva Virgen

aceite_aceitunas_-z

El aceite de oliva, también llamado “Oro Verde”, y no sin motivos. Las primeras civilizaciones consideraron al olivo un árbol sagrado y lo cultivaron y respetaron a la vez que obtuvieron de él alimento y bálsamo de la esencia de su fruto. En todas las épocas, las creencias populares han dotado al aceite de oliva de propiedades curativas, reparadoras, antiinflamatorias por lo que ha sido históricamente usado como elemento para el aseo y la belleza personal.

El aceite de oliva servía para el aseo personal mucho antes de la existencia del jabón y del uso del agua para la higiene. En la antigua civilización Egipcia era usado como elemento básico entre las clases más altas como parte de perfumes, ungüentos y baños. En la antigua Grecia y Roma se frotaba con bálsamos de aceite de oliva a los atletas de los juegos olímpicos y luchadores para tonificar su musculatura y prepararla para la actividad física. En el imperio Romano se masajeaba a los luchadores, gladiadores y guerreros con aceite de oliva. Galeno en el siglo II d.C. fabricó la primera crema hidratante con base de aceite de oliva, agua  y cera de abejas.

Actualmente es el más usado en jabonería artesanal. Está repleto de vitaminas, minerales y proteínas.

El aceite de oliva es una fuente de alto contenido en ácidos grasos esenciales que contribuyen a restaurar los niveles naturales de humedad de la piel.

Contiene vitamina E, cuya función más importante es actuar como antioxidante y combatir la formación de radicales libres, retrasando los efectos de la edad.

También tiene propiedades suavizantes, relajantes y tonificantes.

Investigadores del Departamento de Biología Celular, Fisiología e Inmunología de la Universidad de Córdoba han logrado ofrecer nuevas pruebas sobre los beneficios del  de aceite de oliva sobre la salud,  publicado en la revista AGE, de gran relevancia en el ámbito de la biogerontología. Observando los cambios en determinadas proteínas usadas como marcadores han comprobado la influencia del aceite de oliva en la protección contra la inflamación, el estrés oxidativo y el riesgo cardiovascular propios del envejecimiento.

España va a la cabeza en la producción de Aceites de Oliva Virgen mejor catalogados en el mundo entero. Muchos de estos aceites ya se venden en estuches de lujo y el volumen de exportaciones a todos los países a crecido exponencialmente en los últimos años.

Aceites vegetales: Manantial de salud

aceite

Hoy queremos hablaros de los aceites vegetales puesto que son una excelente alternativa natural, ecológica así como una beneficiosa elección para su utilización en sustitución de otros componentes tóxicos presentes en la cosmética industrial.

Los aceites vegetales proceden de las semillas ó frutos de plantas oleaginosas. La utilización de estos aceites naturales para uso cosmético no es de nuestra época mas reciente, si no que se ha utilizado durante siglos como tratamiento de belleza.

Estos aceites vegetales son usados como base para la elaboración de cosméticos y también de aceites de masajes .

Los aceites vegetales protegen la piel formando una capa aislante que a la vez retiene la humedad .
Así consiguen que la piel se mantenga hidratada ; pero sobre todo la nutren y regeneran.

Estos , además de contener distintos porcentajes de ácidos grasos esenciales , aportan vitaminas y principios activos excelentes para el cuidado de la piel y también del cabello.

La mayoría de los aceites vegetales penetran fácilmente en la piel, a diferencia de los aceites y grasas minerales (vaselina, parafina), que ademas son oclusivos (no permiten la transpiración de piel).

Esta facilidad de penetración hace que sean excelentes vehículos para las sustancias activas liposolubles como por ejemplo los aceites esenciales.

Pero no todos son iguales .

Unos son ricos en antioxidantes, otros mejoran la elasticidad , los hay que protegen de las radiaciones solares y algunos ayudan a evitar las estrías, …

No todo el mundo conoce las inmensas propiedades que en ellos se escoden y que la naturaleza nos regala.

En los próximos blogs os iremos hablando de cada uno de ellos.

 

la autora

Follow on WordPress.com
A %d blogueros les gusta esto: